viernes, 25 de agosto de 2017

Estas Semillas Dejarían Sin Trabajo A Muchos Doctores, Porque Destruye Hasta La Enfermedad Más Mortifera

Loading...


La batalla contra el cáncer podría tener como gran aliado algo tan pequeño, accesible y natural como las semillas de uva. Un nuevo estudio realizado en la Universidad de California mostró que un componente del extracto de las semillas de uva inhibe el crecimiento de las células de cáncer, dejando intactas a las células sanas.

El extracto de semilla de uva (GSE por sus siglas en inglés) se obtiene a partir del aceite que se saca de las uvas de vino tinto trituradas, contiene gran cantidad de antioxidantes, bioflavinoides y una componente activo llamado B2G2 que el grupo de investigadores identificó como el que tiene la actividad biológica contra las células cancerígenas.
El Doctor Alpna Tyagi, investigador del Centro de Cáncer de la Universidad de Colorado y profesor en la Escuela de Ciencias Farmaceúticas Skaggs señaló que en el pasado diferentes investigaciones han demostrado que los compuestos bioactivos presentes en el extracto de semilla de uva ataca selectivamente de muchos tipos de células cancerosas, pero ahora se sabe que es el B2G2 el que crea ese efecto.

“Por lo tanto, aislar y sintetizar B2G2 es un paso importante porque ahora tenemos la capacidad de llevar a cabo más experimentos con el compuesto puro. Los trabajos en curso en el laboratorio aumenta aún más nuestra comprensión del mecanismo del B2G2 de acción que ayudará a los estudios preclínicos y clínicos en el futuro”, estableció Alpna Tyagi.
El cáncer es cada vez diagnosticado en más personas de todo el mundo. Esta maligna enfermedad degenerativa va desgastándonos poco a poco hasta lograr acabar con nuestra vida. Uno de sus tratamientos más efectivos avalado por la ciencia es la quimioterapia.
Pero, para nadie es un secreto que este tratamiento es muy agresivo y daña otros órganos del cuerpo. Por eso, te presentaremos una manera totalmente natural de combatir el cáncer sin efectos secundarios.

Aunque parezca increíble, las semillas de uvas son muy poderosas para combatir el cáncer. Estas contienen propiedades anticancerígenas que combaten dicha enfermedad. A diferencia de las quimioterapias, estas no tienen efectos secundarios ni causan daños al organismo. Para aprovechar estas propiedades, debemos utilizar su extracto y consumirlo de la forma que explicaremos más adelante.

Según los expertos, esta semilla provoca estrés oxidativo. Pero no te asustes, no es nada malo. Con esto nos referimos a que dicho estrés conduce a una apoptosis celular. A su vez, lo anterior nos lleva a ir matando las células cancerígenas gradualmente. Con una pequeña porción de este extracto será suficiente para combatir el cáncer sin correr riesgos.

QUÉ NECESITAREMOS:


  • Semillas de uva (1 taza). 
  • Toalla absorbente (1 unidad). 
  • Frasco de cristal con tapa (1 unidad).

PREPARACIÓN Y USO:

Para empezar, debemos limpiar profundamente las semillas en agua. A continuación, entramos la toalla en el recipiente donde están las semillas para que absorba el agua. Luego, dejaremos que las semillas se terminen de secar al aire libre por 2 o 3 días. Finalizado el paso anterior, trituramos las semillas hasta hacerlas un polvillo fino. Este polvillo lo echaremos en un frasco de cristal con tapa y lo conservaremos en un lugar fresco y seco.

Este polvo de semillas de uvas lo echaremos en nuestros jugos o vasos de agua. La forma correcta de usarlo es de 1 cucharilla por vaso. Luego, lo mezclaremos muy bien con el líquido y nos tomamos dicha sustancia. Esta rutina la debemos seguir por 3 meses corridos, luego de eso, descansaremos por 2 meses y comenzaremos de nuevo.

De esta forma tan sencilla podemos combatir el cáncer sin efectos segundarios ni mucho esfuerzo. Si conoces a alguien que esté luchando contra esta enfermedad, recomiéndale este remedio. Verás cómo termina agradeciéndotelo por salvarle la vida. No olvides compartir este artículo en tus redes sociales.
Si te gustó, solo toma 5 segundos para compartirlo

Loading...